Médicos Sin Fronteras es una organización médico humanitaria internacional sin fines de lucro. Ayudamos a personas afectadas por epidemias, conflictos armados, desastres naturales y excluidas de la atención médica en más de 70 países. Conócenos. Más información
17.08.2021

El sábado 14 de agosto, a las 8:30 am hora local, un terremoto de magnitud 7,2 causó graves daños a edificios, viviendas y principales vías de acceso en los departamentos de Grand'Anse, Nippes y Sur en Haití. La cifra provisional de personas fallecidas se estima en más de 1.300 y hay más de 5.700 heridos, según las autoridades haitianas.

En este momento es difícil tener un mapeo completo del desastre, pero desde Médicos Sin Fronteras hemos lanzado misiones exploratorias en varias localidades y hemos iniciado intervenciones en las ciudades de Port-Salut, Les Cayes y Jérémie. Además, nos estamos preparando para escalar nuestras actividades en los próximos días mediante el envío de equipamiento médico, artículos de primera necesidad y recursos humanos, incluyendo a equipos médicos que atiendan a las personas heridas.

Primeras intervenciones

En las primeras horas después del terremoto, un equipo médico de nuestro proyecto de salud reproductiva en Port-à-Piment pudo movilizarse rápidamente al Hospital General de Les Cayes para evaluar la situación y comenzar una intervención. Otro equipo fue movilizado al Hospital Port-Salut, a donde se han derivado 26 personas heridas, principalmente provenientes de Port-à-Piment, Les Anglais y Les Cayes.

En la provincia de Grand'Anse, enviamos a un equipo quirúrgico y material de esterilización al Hospital St. Antoine ubicado en la ciudad de Jérémie. Mientras tanto, en la provincia de Nippes, bridamos apoyo material al hospital Sainte-Thérèse de Miragoâne.

"Nuestras prioridades actuales son, sobre todo, tener una idea precisa de la situación médica y brindar atención directa a las personas heridas cuando sea posible o derivarlas a estructuras médicas funcionales una vez que nos aseguremos de que están estabilizadas", asevera Alessandra Giudiceandrea, jefa de misión de MSF en Haití.

Actualmente estamos realizando varias evaluaciones en Baradères, Petit Trou, Les Anglais, Corail y Pestel. Dependiendo de lo que encontremos sobre el terreno, MSF podríamos desplegar otros equipos médicos, comenzar a distribuir artículos de primera necesidad o iniciar actividades de agua y saneamiento.

Siempre que es posible, los equipos de MSF ayudan a derivar a las personas heridas a instalaciones sanitarias funcionales.

Principales desafíos

El transporte de recursos humanos y equipamiento médico es uno de los principales desafíos actualmente. Varias carreteras están bloqueadas en particular las entre Les Cayes y Jérémie y entre Port-à-Piment y Les Anglais. Los deslizamientos de tierra, que han dañado las carreteras de acceso, hacen lento y complicado el despliegue de suministros de primera necesidad y la entrega de ayuda. MSF contratará un helicóptero para obtener un acceso más rápido a áreas remotas, transportar equipos y derivar a las personas heridas. Viajar por mar también es una posibilidad.

Otro motivo de preocupación es la tormenta tropical 'Grace', que pasará por la zona del terremoto durante la noche del lunes 16 de agosto y el martes 17 de agosto.

"Varias instalaciones de salud han tenido que evacuar a sus pacientes de sus edificios debido a los daños estructurales o por temor a réplicas del terremoto, como fue el caso en el Hospital St. Antoine de la ciudad de Jérémie, donde estamos trabajando. Muchos pacientes están afuera o en carpas, y se esperan fuertes lluvias esta noche. Sin mencionar toda la población haitiana que han perdido sus hogares", dice Michel-Olivier Lacharité, coordinador de emergencias de MSF.

La situación de seguridad en Haití es un factor que no se puede ignorar. La carretera principal hacia el suroeste de Haití pasa por Martissant, un barrio de Puerto Príncipe particularmente afectado por la violencia entre grupos armados. Aunque las bandas armadas han declarado un alto el fuego allí, la inseguridad general en Haití está complicando el despliegue de suministros de socorro. Incluso antes del terremoto, las instalaciones de salud en las provincias de la península sur de Haití estaban experimentando numerosas fallas y problemas de suministro.

En Puerto Príncipe

En Puerto Príncipe, afortunadamente, el terremoto no dañó ninguna infraestructura ni edificios. Nuestros equipos, que llevan varios años trabajando en el Hospital de Tabarre, recibieron a 12 pacientes heridos de la zona del terremoto. En el barrio de Turgeau, MSF hemos acelerado la apertura de nuestras actividades en el Centro de Diagnóstico y Tratamiento Integrado (CDTI), comúnmente conocido como Hospital Sacré-Cœur, para poder estabilizar a las personas heridas y derivarlas a otros lugares. En un día se recibieron 25 pacientes. También se ha lanzado una campaña de recolección de donaciones de sangre para abordar la posible escasez.

 

Fortaleciendo nuestra intervención

En los próximos días, otros equipos médicos, incluidos los quirúrgicos, deberían poder formarse y proporcionar refuerzos en varios lugares de las tres provincias más afectadas.

Los suministros médicos, los suministros de agua y saneamiento y los elementos básicos básicos, como tiendas de campaña, también se transportarán por avión a Haití. Teniendo en cuenta el nivel de destrucción física, este componente es necesario para la respuesta de MSF.